Navidades blancas en Estocolmo

estocolmoPuede que nieve y que sean unas Navidades blancas, como las de toda la vida, pero esto es algo que cada día se hace más de rogar, por aquello del cambio climático. Eso sí, en Estocolmo hace un frío que pela, de aquellos rompedores de orejas. Hay que abrigarse bien para recorrer la ciudad, considerada una de las más bellas y chic del mundo. Y como la ropa polar no está reñida con la elegancia, las suecas son previsoras y siempre llevan consigo una bolsa donde guardan los zapatos de tacón vertiginoso. Para calentarse, toman un vino dulce especiado llamado glögg que se sirve hirviendo y sonrosa los mofletes.

Los atardeceres del otoño se acortan y en noviembre la noche se deja caer a eso de las tres de la tarde. Pero al amanecer todo se convierte de nuevo en una fiesta llena de colores. Ya es Navidad en Estocolmo.

Por estas tierras es Papá Noel el que trae los regalos en su trineo tirado por renos. Y en Skansen se encuentra un museo al aire libre sobre la vida y costumbres del pueblo sueco, donde estos animales se pueden admirar y hasta tocar.

Niñas de blanco en Skansen

No solo se monta un espectacular mercadillo navideño, sino que también tiene lugar la fiesta de la Reina de Lucía de Suecia, la santa decapitada por Diocreciano adoptada por el país nórdico en la edad media y donde las niñas salen en procesión vestidas de blanco con una corona rodeada por siete velas mientras entonan cánticos a la santa. También son típicos los bailes en torno al abeto, los villancicos frente al fuego, la música en la iglesia de Seglora y la fiesta pagana del Ice Burn, para celebrar el solsticio de invierno con hielo y fuego.

Patinaje en Estocolmo

En patinaje a los suecos no hay quien les gane. En cuanto los lagos, ríos y hasta el mar se congelan, se lanzan a recorrer las pistas heladas y a hacer piruetas. Si se quiere contemplar la pericia de estos patinadores hay que dirigirse al parque Kungsträdgarden, donde se encuentra la pista de hielo al aire libre.

La fiesta pagana del Ice Burn celebra la llegada del solsticio de invierno jugando con el hielo y el fuego

El mar se suma a la fiesta y muchas embarcaciones se engalanan para la ocasión y recorren las islas ofreciendo espectáculos y un menú especial. No hay que olvidarse de visitar algunos monumentos y edificios históricos como el Palacio de Slottet, residencia oficial de los reyes, y el de Drottningholm, declarado Patrimonio Mundial por la Unesco, el Wasa (un galeón del siglo XVII convertido en museo) o la Casa del Parlamento y el ayuntamiento.

Datos generales:

  • País: Suecia
  • Superficie: 188 km2
  • Población: 1.287.988 hab.
  • Moneda: Corona sueca
  • Idioma: Sueco

Más información en: www.visitsweden.com  y www.visit-stockholm.com 

Volar a Estocolmo:

La aerolínea SAS (siglas de Scandinavian Airlines System) tiene vuelos diarios a Estocolmo desde Madrid y Barcelona con escala en Copenhague.
Más información, en www.flysas.com