Swan Room_01Junto al Duomo se esconden 14 suites decoradas por grandes nombres del interiorismo.

Por sus dimensiones (se considera una de las iglesias de culto católico más grandes del mundo), los inmensos ventanales del coro, sus 135 agujas y las 3.400 estatuas, está más que justificado el carácter icónico de la catedral milanesa. Frente al majestuoso edificio del Duomo, el viajero queda impresionado ante un trabajo arquitectónico que se alargó durante más de 500 años. Hay quien se ha pasado horas sentado en el suelo, simplemente admirando la belleza de este símbolo de la capital lombarda.

Aún más afortunados son los huéspedes del Hotel Town House Duomo (del grupo Preferred Hotels & Resorts), que se encuentra ubicado en la misma plaza. Porque desde sus exclusivas estancias puede contemplarse cómodamente el exterior del templo, sin prisas y en las mejores condiciones para degustar sus pequeños detalles.

Lo más original del establecimiento –sito en un edificio emblemático– es el hecho de que cada una de sus 14 suites ha sido decorada por un diseñador distinto, todos ellos de gran prestigio.

Swan Room_06bLA HABITACIÓN DEL CISNE. Una de estas estancias es obra del arquitecto italiano Simone Micheli (www.simonemicheli.com), que siempre ha destacado por la autenticidad y la fuerza de sus trabajos, todos ellos orientados hacia la naturaleza y el respeto medioambiental. En este caso, el concepto del que partía era “crear un espacio hospitalario, incierto y surrealista, donde se pudieran vivir sensaciones envolventes”, según sus propias palabras.

Es un único motivo –la figura del cisne, símbolo de pureza– el que da coherencia a la habitación, convirtiéndose la compañía en una figura irónica que se repite en paredes de cristal y otros elementos ornamentales. La blancura de este ave inunda las paredes, mientras que los asientos naranjas, el parquet y otros elementos de madera (como la pequeña mesita tallada) contrastan por su calidez.

Asimismo, Micheli incorpora algunos elementos originales: el cabezal de la cama –que además sirve como separador de ambientes–; la televisión de pantalla plana, escondida en la parte posterior de un espejo giratorio; la integración de los armarios, el minibar o la caja fuerte dentro de un mobiliario de líneas sinuosas; la iluminación indirecta; o el uso de lentes decorativas con animaciones relacionadas con el cisne.

“¿Este lugar es una habitación, un cisne o un sueño?” El mensaje –que se lee en una de las paredes– refuerza ese enfoque onírico del que el autor ha querido impregnar la estancia.

Swan Room_16Experiencias personales

The Preferred Life recoge experiencias de viaje únicas, que van más allá del número de estrellas. Para los amantes del arte urba- no sería ideal alojarse en la Suite Gagny del Buddha Bar de París. Para los melómanos, conocer el único resort de Los Cabos con estudio de grabación propio –el Hotel El Ganzo–.

Y los que venden su alma al diablo por un buen bocado, perderían el sentido con los menús de la huerta a la mesa de uno de los ecolodges más exclusivos del Caribe, el Belle Mont Farm.