LOS GRANDES hoteles siempre tienen buenas historias que contar. Por algo alojan a personajes ilustres. El Hotel La Trémoille de París ha inaugurado recientemente dos suites en las que descansaron dos maestros indiscutibles del jazz en los años 60, los míticos Duke Ellington y Louis Armstrong. Como homenaje a estos dos prestigiosos huéspedes, el lujoso establecimiento parisino ha redecorado con estilo contemporáneo sendas suites a las que ha bautizado con los nombres de estos dos virtuosos jazzmen.

Tafetán, franela y seda en tonos grises y frambuesa se despliegan por los 62 metros cuadrados que conforman la habitación y el salón, en el que el sofá se convierte en cama durante la noche. La decoración contemporánea mezcla lo moderno con reminiscencias del pasado: desde un iPod discretamente dispuesto sobre su base emanan acordes del mejor jazz de todos los tiempos. Asimismo, para los amantes de los espacios amplios, una puerta se abre y comunica con la habitación contigua para crear un apartamento de 140 metros cuadrados. Las suites Duke Ellington y Louis Armstrong invitan a experimentar el estilo de vida típicamente parisino.

AMBIENTE EXCLUSIVO

A dos pasos de los Campos Elíseos y de la avenida Montaigne, en el corazón del llamado Triángulo de Oro de París, el exclusivo Hotel La Trémoille se erige en el lugar ideal para escapar del bullicio y las tensiones del día a día y disfrutar de unas excelentes y exquisitas instalaciones, rodeadas siempre de un toque de distinción y elegancia.

Construido originalmente en 1883 al estilo Hausmann, el establecimiento ocupa un antiguo palacio situado en la calle de la Trémoille. En el 2002, el hotel fue redecorado con el fin de crear un oasis de paz, de confort y de intimidad en el centro de una de las ciudades más bellas y atractivas del mundo. La Trémoille cuenta con 93 habitaciones de lujo, todas ellas únicas y diferentes, un spa y gimnasio y el bar restaurante Louis II, que ofrece una cocina mediterránea moderna de la mano del equipo dirigido por Frédéric Duca, el cocinero jefe.

Cada una de las 93 habitaciones y suites está equipada con aire acondicionado y con los últimos avances tecnológicos: televisión de 16/9 pulgadas con cadenas de televisión por cable, reproductor de DVD y conexión a internet con ADSL gratuita.

Ahora, las suites Duke Ellington y Louis Armstrong ponen el mejor jazz al servicio de los huéspedes que saben apreciar la buena música.