BARCOS ESPACIOSOS y sin aglomeraciones, un servicio impecable de su propia escuela de hostelería, horarios de escala más amplios (incluyendo noches en puertos importantes) y alta gastronomía, desde los menús de cinco platos del restaurante principal a los restaurantes de especialidades italianas o asiáticas. Estos son algunos de los atractivos de la oferta de Holland America. Sin embargo, a ello hay que sumar un factor nada desdeñable: una estupenda relación calidad precio, que permite al crucerista disfrutar, por ejemplo, siete días por el Mediterráneo a partir de 799 euros.

Dentro de la programación para el año 2012, la naviera potencia el Nieuw Amsterdam –considerado, como avalan algunos premios, como el mejor barco de cruceros de tamaño medio–, que realizará trayectos de 12 días entre Barcelona y Venecia, visitando el Adriático y las Islas Griegas. Todo ello desde 1.098 euros.

En este barco se han designado unas salidas especiales para familias los días 18 y 30 julio, y 11 y 23 agosto. En estos casos, los acompañantes compartiendo camarote solo pagarán las tasas, pudiendo disfrutar además del amplio portafolio de actividades y horarios del club de niños Club Hal, sin ningún coste adicional. Perfecto para dar libertad

a los padres mientras los pequeños se divierten. ¿Qué se encontrarán a bordo que marque la diferencia? Detalles por los cuatro costados, sensación de tranquilidad y un ambiente relajado pese a convivir con otros cientos de cruceristas. La mayor presencia de público familiar ha hecho que también en esta veterana compañía, que se distingue por los cascos oscuros de sus buques, la edad media haya bajado. Los barcos de Holland pueden satisfacer tanto a familias como parejas o público maduro. No son barcos bulliciosos ni donde prime la animación, sino el excelente trato al cliente y la calidad de la gastronomía, pese a que la empresa este apostando por precios muy competitivos. Holland America suele ser la compañía con la que se descubre la categoría Premium y después ya no hay vuelta atrás, cuando el crucerista ha subido un escalón.
Como incorporaciones destacadas de cara al mercado nacional, hay que destacar que la naviera ya ofrece excursiones en español y asistencia en dicho idioma a través de sus anfitriones internacionales a bordo. Además, la compañía ha lanzado este año un servicio de embarque rápido, simplificando el proceso de modo que se puede acceder antes a los camarotes y empezar a disfrutar lo antes posible de un viaje inolvidable.